Método Kanban: Cómo mejorar la productividad de la empresa

12-_como_mejorar_la_productividad_de_la_empresa_dividiendo_las_tareas_con_el_metodo_kanban_empresa

Cómo mejorar la productividad de la empresa dividiendo las tareas con el método Kanban

Lamentablemente, las semanas solo tienen 7 días, y estos solo cuentan con 24 horas, tiempo que resulta insuficiente para muchos trabajadores, en especial para los autónomos y los emprendedores, que requieren de muchas horas para completar todas las tareas que demanda su negocio. Eso sí, como ya te hemos comentado en anteriores ocasiones, realizar de forma eficaz todas las labores y, así, lograr metas y objetivos, no solo tiene que ver con el tiempo. Como habrás podido imaginar, nos estamos refiriendo a la productividad que, según el artículo “La productividad para pymes y autónomos” de infoautónomos, “se basa en la relación producto-insumo (trabajo y/o capital) en un período específico, con el adecuado control de la calidad”. Así, en la empresa, la productividad exige una buena gestión de los recursos para lograr que todas las labores sean eficientes y se realicen en el menor tiempo posible.

Para ayudarte a mejorar la productividad en tu empresa, hoy vamos a hablarte del método Kanban. ¿Nos acompañas?

Orígenes del método Kanban

Como bien sabes, los japoneses nos llevan muchos años de ventaja en lo que a productividad se refiere. De hecho, en el entorno empresarial son capaces de alcanzar altos niveles de eficiencia, en gran parte gracias a las diversas técnicas de productividad y a los conceptos de calidad que el país introdujo décadas atrás. Mención aparte merece el método Kanban, una palabra japonesa que se puede traducir al español como “tablero visual” o “sistema de tarjetas”. Este sistema fue implantado por primera vez por el fabricante de automóviles Toyota, que pretendía mejorar la organización de su producción de vehículos. Fue David J. Anderson quien ideó el método y le puso nombre, adaptando la filosofía original al desarrollo de software.

En qué consiste el método Kanban

El método Kanban tiene como objetivo dividir el proceso de la producción en fases bien delimitadas, no pudiendo pasar a la siguiente hasta no tener completada la anterior.  De esta manera, evitamos tener muchas tareas a realizar al mismo tiempo, lo que nos hace perder el foco y ponernos de mal humor. En realidad, esta técnica se basa en los siguientes principios: anteponer la calidad a la cantidad; priorizar la productividad y la eficacia, mejorar continuamente; y la capacidad de adaptación y la flexibilidad.

Cómo llevar a cabo el método Kanban

Una de las grandes ventajas de esta técnica es que requiere poca inversión, ya que solo necesitarás un panel, un rotulador y post-it. Para llevarlo a cabo deberás dividir el panel en diferentes apartados. Existen varias versiones, aunque hay tres columnas que no deberán faltar: las tareas por hacer, las tareas en proceso, y las tareas realizadas. En la primera de las columnas se deben enganchar post-it con las tareas por hacer, aunque una vez se hayan decidido las tareas que se van a realizar, deben moverse a la segunda columna. Eso sí, es recomendable incluir como mucho cinco tareas. Por supuesto, cuando se acabe una labor, el post-it debe colocarse en la última columna.

Si decides emplear este método, te recomendamos utilizar post-it de diferentes colores para diferenciar la importancia de las tareas. Por otra parte, debes saber que en estas tarjetas hay que incluir información como los responsables de las tareas o la duración estimada.

 

Fuente: eaeprogramas.es

¿Se puede facturar sin ser autónomo?

Como ya puse en otro post anterior con un vídeo de TVE si se podía. Aquí más detalles en un post que he encontrado en asesoriasiro.com

 


En este post, daremos respuesta a la pregunta de si es posible emitir facturas sin necesidad de darse de alta en el régimen especial de trabajadores autónomos (RETA), cuestión muy planteada entre los muchos emprendedores que quieren realizar una actividad económica o profesional.

Nuestra respuesta es que se puede emitir facturas sin darse de alta como autónomo, pero siempre y cuando se cumplan los siguientes requisitos:

  • Que la actividad económica sea esporádica, es decir “no habitual”, y para ello el Tribunal Supremo establece la habitualidad en la percepción de unos ingresos superiores al “salario mínimo interprofesional”:
Salario Mínimo Interprofesional (SMI) 2016
Diario Mensual Anual
21,84 € 655,20 € 9.172,80 €

Cabe destacar, que si se emiten facturas con cierta periodicidad (cada semana, cada 15 días…), la Seguridad Social puede interpretar que existe “habitualidad en la actividad” aunque no se supere el límite establecido de ingresos, y por lo tanto procedería a dar de alta de oficio a la persona física en el régimen especial de autónomos.

  • Que la actividad económica no sea el sustento principal del emprendedor, es decir, que la persona obtenga sus ingresos principales a través del trabajo por cuenta ajena (contrato de trabajo), y que la actividad económica sea, por lo tanto, una fuente de ingresos adicionales.

Si se cumplen ambos requisitos, sería posible emitir facturas sin necesidad de abonar la cuota mensual de autónomos, aunque no eximiría al emprendedor de darse de alta en Hacienda (modelo 037).

Obligaciones con Hacienda:

Cuando emitimos una factura estamos obligados a declarar los impuestos que se devengan, principalmente IVA e IRPF, y presentar trimestralmente y anualmente los modelos tributarios como cualquier otro autónomo, no hacerlo supondría incurrir en un delito.

Es importante destacar, que, si el emprendedor cursa el alta, emite la factura y no se prevé nuevamente ejercer la actividad, éste deberá darse de baja en Hacienda, ya que la obligación de presentar los modelos tributarios no cesa hasta que no se comunica la baja. Independientemente de que no haya actividad, se debe comunicar a la Administración o ésta sancionará por la no presentación de los impuestos periódicos.

Una vez se comunique la baja de la actividad económica es importante recordar, que la obligación de presentar los resúmenes anuales sigue siendo obligatoria.

Consideraciones:

– El subsidio por desempleo es incompatible con el trabajo por cuenta propia, por lo tanto, aunque cumplas con los requisitos anteriormente mencionados, debes informar a la Oficina de Empleo de la realización de tal actividad, para que suspenda momentariamente la prestación por desempleo. Posteriormente a la finalización de la actividad económica esporádica, se podrá reanudar la prestación. En un próximo post profundizaremos sobre el tema de cómo compatibilizar la prestación por desempleo con el trabajo por cuenta propia (autónomo).

– Si no cumples los requisitos anteriormente mencionados y facturas sin darte de alta en el RETA, te arriesgas a una sanción por parte de la Seguridad Social que conlleva al pago de todas las cuotas ordinarias no abonadas (en este caso no se aplicaría la tarifa plana de la cuota de autónomo), más un recargo del 20 % y los intereses de demora que se hayan devengado.

– Aunque tu actividad te genere pérdidas, si se realiza de forma habitual, tendrás que darte de alta como autónomo.

Requisitos, obligaciones y documentación para solicitar el pago único de la prestación por desempleo

cola-paro-oficina-inem_ecdima20140902_0001_31

  • El dinero solo podrá ser utilizado para el autoempleo: se puede constituir o entrar en una cooperativa o en una sociedad laboral o mercantil.
  • El proyecto se puede financiar con este pago o se puede elegir usarlo para las cuotas a la seguridad social, también hay un modelo mixto.
  • Una vez se acepte la solicitud, se tiene solo un mes para iniciar la actividad laboral y tendrá que acreditar que se ha comenzado.

Este jueves el Tribunal Supremo rechazaba que constituir una empresa impida a los autónomos cobrar la prestación por desempleo en un pago único, a pesar de que la ley establece que solo puede hacerse autónomo o socio de una cooperativa. Con esta sentencia el Tribunal Supremo pretende recordar que la finalidad es la misma: el autoempleo. Pero, ¿cuáles son los requisitos para pedir el pago único de la prestación por desempleo? ¿Y las obligaciones? Además, ¿qué documentación se debe entregar?

Requisitos

  • Los requisitos para pedir el pago único por desempleo son varios:

    Tener reconocida una prestación por desempleo del nivel contributivo. Los subsidios y ayudas no dan derecho a la capitalización.

  • Tener pendiente de recibir al menos tres meses de prestación en la fecha de solicitud.
  • No haber recibido el reconocimiento de otro pago único de una prestación por desempleo, en cualquiera de sus modalidades, en los últimos cuatro años.
  • Iniciar una actividad en una sociedad laboral o cooperativa. Debe ser como socio trabajador o trabajo de carácter estable, no temporal. No haber empezado la actividad antes de la fecha en la que se presenta la solicitud.
  • Si hubiese impugnado el cese de la actividad laboral origen de la prestación por desempleo, la solicitud se debe hacer después de que se haya resuelto el procedimiento correspondiente.
  • No haber compatibilizado la prestación por desempleo y ser autónomo en los 24 últimos meses.

En el caso de ser un Trabajador Económicamente Dependiente (TRADE) no contar con el exempleador. En caso de entrar en una sociedad creada en los últimos 12 meses, no podrá ser una entidad con la que se haya tenido una relación laboral o se haya tenido con alguna empresa del mismo grupo.

Además, hay que tener en cuenta en qué se puede invertir el dinero, que son tres modalidades:

  • Financiar un proyecto de autoempleo: Se puede solicitar el 100% de la prestación por desempleo que quede pendiente de cobrar. No se puede crear un fondo de reserva con el dinero, debe gastarse en facturas, contratos, etc. Además, hay que justificar todos los gastos documentalmente. También se pueden pagar las cargas tributarias y las tasas necesarias para el inicio de la actividad. Un 15% del pago único puede usarse para contratar servicios de asesoramiento, formación e información. En el caso de las sociedades, este dinero también se puede utilizar para unirse a uno o crearla. Pueden ser para constituir o crear una cooperativa; para adquisición de acciones o participación en una sociedad laboral y aportar capital en una entidad mercantil nueva o creada hace menos de 12 meses y de la que se vaya a tener el control.
  • Pagar cuotas a la Seguridad Social: En vez de usar el dinero para la propia puesta en marcha del nuevo proyecto, el nuevo autónomo puede pedir que le paguen las cuotas de la seguridad social.
  • Opción mixta: Una parte del dinero se le dará para el nuevo proyecto, pero la otra se utilziará para pagar las cuotas de autónomo a la seguridad social.

Obligaciones

Todo aquel que quiera pedir el pago único de la prestación por desempleo debe presentar la documentación que acredite que ha iniciado la actividad con el dinero que se le ha dado y, además, para iniciar la actividad laboral dispone de solo un mes. También tiene la obligación de destinar la cantidad recibida para aportar el capital establecido, en el caso de cooperativas o sociedades, o a la inversión necesaria para desarrollar la actividad, en el caso de trabajadores autónomos. Este dinero no se puede destinar a otros fines que no sean el autoempleo.

Documentación

  • Para pedir el pago único de la prestación por desempleo se debe rellenar y presentar un formulario. Sin embargo, hay que añadir más documentos tanto en el momento de presentar el impreso, como después.

    La documentación que hay que entregar junto con la solicitud es:

    Documento de identidad: Los españoles deben presentar el DNI, mientras que los extranjeros deben presentar el TIE (los no comunitarios deberán llevar también el pasaporte).

  • En el caso de entrar en una cooperativa, empresa laboral o entidad mercantil deben aportar un documento en el que el Consejo Rector indique que se ha solicitado el ingreso de forma permanente, no temporal, y los requisitos para la entrada.
  • Si es el desempleado el que constituye una cooperativa o sociedad laboral o mercantil deberá aportar: un documento firmado por los socios de la cooperativa o sociedad donde consten los datos necesarios sobre condiciones de trabajo, aportaciones, etc.
  • Proyecto de estatutos de la cooperativa o sociedad laboral o mercantil, donde conste: El capital social, distribución en aportaciones, acciones o participaciones; posibilidad de desembolso en metálico o en especie; posibles formas y plazos para efectuar el desembolso.
  • Memoria explicativa sobre el proyecto de inversión a realizar y actividad a desarrollar. También cualquier documentación que acredite la viabilidad del proyecto.
  • En el caso del inicio de actividad autónoma: Memoria explicativa sobre el proyecto de inversión a realizar y actividad a desarrollar, cualquier documentación que acredite la viabilidad del proyecto.

 

Una vez se resuelva positivamente la solicitud, el desempleado deberá aportar la siguiente documentación:

  • Socios de cooperativas cuando se trate de incorporación a una cooperativa preexistente: Acuerdo de admisión como socio trabajador de la cooperativa; justificante de haber realizado las aportaciones a la cooperativa incluyendo la cuota de ingreso, documento de alta del trabajador en la Seguridad Social
  • Socios de cooperativas cuando se trate de una cooperativa de nueva creación: Escritura pública de constitución de la cooperativa y estatutos de la misma; documento justificativo de la inscripción en el Registro de Cooperativas y documento de alta del trabajador en la Seguridad Social.
  • Miembros de sociedades laborales o mercantiles cuando se trate de incorporación a una sociedad laboral o mercantil preexistente: Acuerdo de admisión como socio trabajador de la sociedad, justificante de haber desembolsado el importe correspondiente para la adquisición de acciones o participaciones.
  • En el caso de sociedades mercantiles, justificante de la fecha de constitución de las mismas y de no haber mantenido vinculo laboral previo.
  • Miembros de sociedades laborales o mercantiles cuando se trate de una sociedad laboral de nueva creación: Escritura pública de constitución de la sociedad y estatutos de la misma; documento justificativo de la inscripción de la sociedad en el Registro Mercantil y Registro de Sociedades y documento de alta del trabajador en la Seguridad Social
  • Trabajadores autónomos: Documento de alta en la Seguridad Social como autónomo, o certificado de ingreso en el Colegio Profesional correspondiente, en el caso de actividades no sujetas a cotizaciones a la Seguridad Social; justificantes de la inversión realizada.
  • Subvención de cuotas: boletín de cotización o justificante bancario de su ingreso, correspondiente al mes de inicio de la actividad, si figura de alta como autónomo en la Seguridad Social y copia de la nómina del mes de inicio de la actividad, si figura de alta como trabajador por cuenta ajena en la Seguridad Social.

Fuente: 20minutos.es

Cierre de una tienda online

2016-09-01 11_52_18-Close cross circular interface button - Free interface icons - Opera

La mayoría de la gente no suele comentar los fracasos en sus proyectos, por vergüenza a lo que puedan decir los demás, o cualquier otro motivo.

Pero reconocerlos y seguir adelante no es algo negativo, todo lo contrario. Durante ese tiempo aunque no nos haya ido bien, aprendemos nuevas cosas que no sabíamos, y para la próxima aventura no cometer los mismos errores.

Pues tal como indica el título del post, ayer anoche después del esfuerzo invertido, la competencia que tenía y el margen de beneficios que tenía he decidido finalizar la actividad.

Aunque a mis ideas suelo darles una oportunidad de un mínimo de dos años, esta no ha durado ni un año completo.

Mis errores a la hora de escoger el nicho fueron:

  • Mucha competencia con precios ajustados en Internet
    • El tipo de producto que vendía se pueden encontrar un montón de páginas más, con los mismos precios o incluso con gastos de envío gratis. Supongo que por su volumen de venta después de tantos años ya establecidos. Y encima con reputaciones mejores que la mía.
  • Un número excesivo de productos y marcas en los que centrar la estrategia
    • Siempre lo he dicho, mejor empezar con poco, que abarcar todo y no vender nada. Este proveedor me daba más de 15.000 referencias y con tantas marcas no puedes centrar en unas palabras clave concretas.
    • El número excesivo de productos también trae otras consecuencias técnicas. El tener que actualizar los precios de todos los productos, si tenemos un servidor compartido puede darnos problemas de rendimiento y que nos den un aviso desde nuestro ISP por exceso de uso de recursos y puedan cancelarte la cuenta.
  • Después de darme de alta como cliente dropshipper, descubrí que el proveedor también tenía varias tiendas online a precios casi igualados a los míos.
    • Aunque busqué en su día antes de darme de alta de cliente, hasta que no firmé el contrato no supe quien había detrás. Hubiera estado mejor si en los precios hubiera más margen.
  • Productos no aptos para los bolsillos de todos los públicos
    • Los productos que vendía los había de todos los rangos de precios, pero muchos de ellos superaban los 100€. A veces comprar este tipo de cosas en Internet a un “desconocido” tira para atrás y hasta que no tienes una reputación o del boca a boca avanzas no vendes.

Tengo que decir por otro lado, que el proveedor que utilicé siempre fueron muy amables conmigo, me comentaron todas las condiciones desde un principio y ofrecieron todos sus productos de calidad, incluidas las imagenes que me cedieron, aunque el sistema para integrarlo en WooCommerce tuve que investigar un poco sin tener que desembolsar demasiado dinero.

Para todo aquel que quiera empezar un proyecto ya sea del de toda la vida o mediante dropshipping, recomiendo hacer bien el estudio de tu negocio antes de empezar. Dedicarle horas solamente y voluntad no vale, tienes que buscar tu público y en las redes sociales no van a venir solos sin hacer campañas las cuales cuestan dinero.

Una vez contada esta experiencia, seguimos adelante con mi otra pequeña tienda online, el cual le podré dedicar más tiempo mientras busco otros nichos de mercado.

 

Kickstarter ha creado casi 30.000 puestos de trabajo desde el 2009

kickstarter-logo-large[1].jpg

Nada menos que siete años, ese el tiempo que ha pasado desde que se lanzara allá por el 2009 una web que iba a revolucionar y potenciar como nadie el crowdfunding. Hablamos obviamente de Kickstarter, y nada mejor para valorar su importancia que el estudio que se ha llevado a cabo recientemente la Universidad de Pensilvania. Según el mismo, desde su nacimiento la plataforma ha logrado la creación de cerca de 30.000 puestos de trabajo a tiempo completo.

Como decíamos, se establecía hace ya siete años como plataforma web de micromecenazgo para una gran diversidad de proyectos creativos. Una puerta que abría la posibilidad de que una buena idea sin financiación previa pudiera ver la luz a través de la captación de recursos monetarios del público en general, evitando así las vías tradicionales de inversión.

Ahora y pasado el tiempo, el estudio realizado desde la Universidad de Pensilvania muestra hasta qué punto ha cambiado la vida de muchas personas. En total y según muestra el estudio, Kickstarter ha creado hasta 283.000 puestos de trabajo temporales o a tiempo parcial, 29.600 puestos de trabajo a tiempo completo y 8.800 empresas nuevas, incluidas organizaciones sin ánimo de lucro.

Esto significa alrededor 5.300 millones de dólares generados por los creadores y cada una de las comunidades, o que por cada 1.000 proyectos iniciados en Kickstarter fueron contratados una media de 82 empleados a tiempo completo.

El estudio también señala que uno de los grandes logros conseguidos por los sitios decrowdfunding como Kickstarter ha sido frenar el modelo de “trabajar para darse a conocer”, en muchos casos un trabajo que nunca se veía compensado. Pebble, Oculus o la impresionante cifra alcanzada para el desarrollo del esperado Shenmue III son algunos ejemplos de los éxitos conseguidos en estos últimos años. Que así siga durante muchos más.

Fuente: EOL

Cerrar como un señor – Take Eat Easy

Esta mañana, repasando mis RSS me he encontrado con una historia bastante interesante sobre startups, emprendedores o como uno lo quiera llamar.

Una idea que funcionaba, que se quedó sin financiación y que al final los malos de la película fueron los propios emprendedores.

Os copio un trozo del post y el enlace para terminar leyendo el resto.

e5e04637-db09-46a6-8ead-98dad4d4b461

El pasado martes 26 de julio, Take Eat Easy –una startup de reparto de comida a domicilio- anunció su cierre al no disponer de financiación suficiente para seguir sustentando sus operaciones.

Su CEO y fundador, Adrien Roose, publicó un artículo en el quedesgranaba su modelo de negocio y defendía la viabilidad del mismo, asegurando que el único problema de Take Eat Easy había sido no alcanzar la masa crítica suficiente para llegar a ser rentable. Estaba subido en un cohete y los malditos inversores le habían dejado sin combustible, a medio camino a la Luna.

Su hermana y cofundadora, Chloé Roose, escribió otro texto -mucho más emocional- en el que reconocía que le resultaba imposible encontrar palabras adecuadas para decir adiós. La típica historia sobre emprendedores jóvenes y valientes, que luchan por cambiar el sistema y son derrotados por enemigos muy superiores -sólo después de ser traicionados y abandonados en el campo de batalla- que tanto gusta a los medios… excepto por un pequeño detalle: Adrien y Chloé no contaron toda la verdad.

Seguir leyendo…